Desafíos electorales después de la pandemia: Entrevista a Cesar Torres

La crisis desatada a causa de la pandemia global oriento la atención hacia los gobiernos nacionales. Sin embargo, la pandemia representa un desafió para gobiernos y lideres locales que cabe desatacar. Revista Compol dialogó con el politólogo, ex diputado provincial y consultor político Cesar Torres para repasar las principales experiencias en el marco de los municipios de la Provincia de Buenos Aires.

Revista Compol: ¿Cómo evalúas la estrategia comunicacional de los intendentes frente a la presente crisis?

Cesar Torres: La comunicación de los municipios fue muy variada, hubo quienes optaron por seguir cerca del marketing y hubo otros intendentes que definieron informar al compás de los anuncios nacionales, aggiornando la información a cada distrito y haciendo hincapié en la gestión local.

Acá tenemos un caso de comunicación que el intendente de Vicente López, Jorge Macri, usa casi desde que asumió contándole a cada vecino a través de las redes sociales y medios de comunicación del municipio qué se hace, cómo y para qué. Es un método directo que genera empatía y cercanía con cada vecino del municipio. La prueba está en que con el correr del tiempo los vecinos se inscribían al canal WhatsApp o a la web institucional para recibir información constante.

RC: No es el caso de Argentina, pero países como Estados Unidos y Brasil tienen elecciones nacionales y locales respectivamente. ¿Cómo considerás que impacta este tipo de situaciones son contextos electorales?

CT: El impacto electoral se va a producir sin duda alguna por la cantidad de gente que asista, por lo que es fundamental saber que reglas de juego van a tener, en el caso de EEUU, sigue con su sistema electoral, en el caso de Brasil todavía no está claro. Pero déjame destacar que esta pandemia va a producir cambios importantes en lo concerniente a elecciones y no me refiero solo a los resultados, sino que de alguna manera se evalúan nuevos sistemas en el mundo, hoy se habla de voto remoto, voto por correo entre otros.

RC: Si bien aún falta para comenzar la carrera electoral en nuestro país, ¿qué considerás que habrá cambiado a partir de esta crisis en la forma de hacer comunicación política en general y campañas electorales en particular?

CT: La pandemia logró unir gestiones más allá de las ideologías, el enemigo es uno solo y hay que trabajar unidos para lograr salir adelante y tener la menor cantidad de fallecimientos y contagios posibles, además de pensar en la última fase que es como salimos de esta situación que nos va a dejar el Covid19. Pero una cosa es trabajar en conjunto y otra es estar todos revueltos, así como se acompaña las deliciosas del poder ejecutivo, es fundamental no tener mordaza y ser crítico cuando las cosas no se hacen bien, tuvimos algunos hechos del gobierno nacional, que sé corrigieron, le cuesta mucho más al gobierno que encabeza Axel Kicillof. No se caracteriza por el diálogo con los intendentes, menos aún con el poder legislativo, definitivamente, trae un vicio de gestión de su pasado como ministro de economía, donde solo hablaba con la ex presidenta, pero la realidad de la Provincia de Buenos Aires es otra y creo que ya lo va entendiendo, sino el propio sistema bonaerense se lo degluta.

RC: Desde lo comunicacional, ¿Qué le recomendarías, en el marco de esta crisis, a un ejecutivo local y a alguien que está en la oposición? ¿Es necesario gobernar para construir liderazgo en este contexto?

CT: Respecto de lo comunicacional, no quisiera ser atrevido y opinar del trabajo de otros profesionales que se dedican específicamente a esto, solo decir que siempre, hay que decir la verdad, más en este tipo de crisis, porque de la mentira y el papelon no se vuelve, tanto oficialistas como opositores, obviamente que cada uno regula el nivel de comunicación y los tiempos. Respecto de la segunda parte de la pregunta, debo decir que sin ningún lugar a duda, viene una etapa de nuevos liderazgos, Lenin señalaba respecto del proceso revolucionario, entre 1905 y 1917 qué hay situaciones y eventos críticos, que adelantan los procesos políticos que en tiempos normales demorarían aún mucho más en hacerse realidad, en poderse establecer y vincularse, pues estamos en una de esas situaciones, ergo, los nuevos líderes van a ir apareciendo, más allá que considero que la gestión te da una visibilidad muy importante a la hora de dar las respuestas, pero si esas respuestas no son las que espera la sociedad, la caída de imagen y tu figura de líder desaparecen en días, hay cientos de ejemplos en nuestro querido país.